LUKOTES

¿Cómo saber si mi gato está hidratado? Trucos para que tu gato beba agua.

No es fácil controlar cuándo y cuánto bebe nuestro gato, por lo que es bueno reconocer los signos de deshidratación. Hay muchos gatos que se niegan a beber agua. ¿Qué hacemos para solucionar esto?


Hay muchos factores que influyen en la cantidad de agua que un gato debe beber, desde el tipo de comida que come hasta el entorno en el que vive. A continuación, te explicamos todo sobre la hidratación y/o deshidratación en los gatos.

Signos de deshidratación en los gatos

Por descontado, si la deshidratación se debe a una enfermedad, debemos llevarle al veterinario si observamos alguno de los siguiente signos que corresponderían a una deshidratación grave:

  • Ojos hundidos
  • Pérdida de elasticidad de la piel
  • Letargo
  • Encías pegajosas
  • Ojos apagados

Si la deshidratación es leve, podemos recurrir a un examen en casa, y podemos verlo de 4 maneras:

  1. Prueba del pelaje: Coje su pelo detrás de sus hombro "en puñado", levántalo y suéltalo. El pelo debe volver a su estado rápidamente (algo menos rápidamente en gatos mayores). Si la piel se queda como en forma de tienda de campaña y cae muy lentamente, el gato podría estar deshidratado.
  2. Prueba de las encías: Las encías deben ser rosadas y estar húmedas. Si están secas, pegajosas o pálidas, el gato podría estar deshidratado.
  3. Prueba del arenero: Si el gato está comiendo y bebiendo normalmente, debe producir una cantidad de orina como él acostumbra. Un cambio en la orina podría apuntar a algún tipo de problema y se recomienda una evaluación por el veterinario. Si detectas diarrea o heces sueltas, es una señal segura de que el gato está perdiendo líquidos y podría estar en riesgo de deshidratación.
  4. Prueba de los ojos: Si ves que sus ojos están muy apagados y/o hundidos significa que está sufriendo una deshidratación severa, hora de ir al veterinario.

¿Cuánta agua debe beber un gato?

Como norma general, para que un gato se mantenga hidratado debe injerir entre 50 y 100 ml de agua por kg de peso del animal. La cantidad puede variar dependiendo del tipo de alimentación que toma, del clima, de su actividad, de si está fuera o dentro.

Consejos para que tu gato esté hidratado

El gato no sólo obtiene hidratación de su cuenco de agua. En ocasiones nos preguntan lo siguiente: ¿Por qué mi gato no bebe agua? ¿Qué puedo hacer para que beba agua o esté hidratado? Aquí os dejamos algunos consejos que funcionan bien:

  • Limpia su cuenco de agua todos los días o cada dos días con jabón y agua caliente. Muchos gatos prefieren el agua a temperatura ambiente en vez de fría, tenlo en cuenta.
  • ¿Su cuenco es apropiado? A algunos gatos no les gusta que sus bigotes rocen el borde del cuenco, asegúrate que el tamaño sea suficientemente grande. Otra opción es adquirir una fuente para gatos. Y, algo que les gusta mucho es beber del grifo de casa: abre el grifo soltando sólo un hilillo de agua.
  • Coloca varios cuencos en casa para que tenga dónde elegir. Ponlos en lugares tranquilos para él, lejos de su arenero o zonas sucias.
  • Aliméntalo con comida húmeda para gatos o alimentación deshidratada. Las latas de comida húmeda para gatos contienen mucha agua y el alimento deshidratado al añadirle agua para su consumo también por lo que mediante su alimentación se estará hidratando.
  • Añade a su pienso algo de caldo casero de huesos. Les encanta y será un extra de hidratación.

Mantener a tu gato hidratado le ayudará a mantenerse feliz y saludable. Echa un vistazo a todas las opciones de comida húmeda para gatos tenemos en LUKOTES.


No se encontraron resultados.


Deja un Comentario

Tu email no será publicado

×
Hola,
¿En qué podemos ayudarte?